Buscando olas en Nicaragua

Son mis ultimos dias de viaje y me gustaria practicar algo de surfing antes de volver a Europa,donde  hacerlo, supondra soportar  una temperatura gelida.

Para ello, mi primer destino es Popoyo, una playa de la provincia de Rivas. No voy solo, Mariano, que en un principio seguia su camino hacia Granada, finalmente se ha animado a venir conmigo y ha variado su rumbo.

Hicimos una parada obligada en la ciudad de Rivas, donde nos cruzamos con Fran, un chaval de Malaga que viene  viajando desde Argentina y cuya intencion es llegar a Alaska. ¡Que ilusion encontrarme con un malaguita despues de tanto tiempo!!!

LLegar a Popoyo es toda una historia. Despues de un bus lleno hasta la bandera, en el que por momentos,la falta de espacio hacia que tuviera un pie sobre el otro y donde no hacia falta agarrarse a nada porque era imposible caer hacia ninguan lado, tuvimos que hacer autostop en varias ocasiones hasta llegar a nuestra meta.

Lleno hasta la bandera

A partir de aqui…autostop

Nos encontramos en una playa inmensa y ante un atardecer de colores imposibles. Son escasos los lugares donde hospedarse y donde abastecerse de provisiones. Son pocas las personas las que nos cruzamos aqui pero como el mundo es tan pequeño, la casualidad ha hecho que me vuelva a cruzar con Alex, un chico israeli con el que ya coincidi unos dias en Semuc Champey ( Guatemala) hace ya mas de un mes.Le acompaña Daniel, un personaje australiano. Estamos alojados en el mismo sitio. Formamos un cuarteto que bien podria ser un chiste: un australiano, un argentino, un israeli y un español.

atardecer en Popoyo

Mariano.

Popoyo es lugar perfecto para surfear. Sale una ola de derecha y de izquierda , no muy dificil de bajar y apta para todos los publicos. Hay buena onda en el agua y los baños son muy divertidos. Aunque aparentemente no hay mucho mas que hacer aqui  a parte de surf, los 4 personajes, bien cargados de ” Flor de caña” llegamos a encontrar un antro o “bokete” a varios kilometros donde saciar nuestras ganas de baile y cachondeo. Fue muy gracioso ver como un argentino que no hablaba nada de ingles y un australiano que no acertaba a decir ni Hola en español reian, hablaban y reian sin parar vigilados por un israeli y un español que no paraban  de reir ante curiosa situacion.

Los 4 personajes

Dani ” el terrorista de australia”

Como Popoyo, despues del surf, apenas ofrece otras actividades de ocio, decidimos buscar un lugar que tenga un poco todo y eso nos lleva a San Juan del Sur.

Esperando algun transporte a San Juan

Este pueblo costero, como su nombre indica, esta ya cerca de la frontera con Costa Rica. Hay muchos mochileros y ofrece una gran variedad de hostales, restaurantes y alternativas de ocio que bien supimos aprovechar.

Vaya 4

Al dia siguiente, cada uno por su lado. Alex se fue a Costa Rica, Dani a Mexico, Mariano a granada, y yo a la playa de Maderas. Mi trayecto era de tan solo 12 kilometros pero inverti mucho tiempo en recorrerlos. La mayor parte la hice a pie, tiempo durante el cual  atravese por todas las situaciones climaticas de esta zona del globo: calor, mucho calor, lluvia, mas lluvia y vualta al calor. El resto del camino lo hice subido a un camion que trasportaba arena.

El largo trayecto (pudo ser corto si hubiese optado razonablemente por un bus que cubre esa ruta) me dejo en una playa salvaje en la que el pacifico y sus olas entretienen a todos los amantes del surf que hasta aqui llegan. Me alojo en el unico lugar habilitado para ello: “Los tres hermanos”, un hostel muy sencillo enclavado en la arena a tan solo unos metros del agua. Aunque estos dias las olas no son las mejores, permiten pasar un rato muy divertido.

Vistas desde mi hogar

Paraiso

el color del atardecer

Por el dia hay “bastante”gente pero al atardecer todos regresan a San Juan de sur dejandonos solos a la escasa docena de personas que aqui pernoctamos. Con la noche el cielo se llena de estrellas y el sonido la fogata y la guitarra  hacen los coros a la musica que viene del pacifico.

Ya llevo casi un mes viajando “solo”. Esta situacion, hace unos años me hubiese parecido una cosa impensable, una locura o un  gran aburrimiento. Ahora lo que veo en ello es una oportunidad enorme. Es una forma de conocer a mas gente aun y de conocerse mejor a uno mismo. Estas solo cuando quieres. El entrablar una conversacion es tan facil como acercarte y decir Hola; el resto de viajeros que te vas encontrando en el camino va igual o con mas predisposicion que tu para ello. Relacionarse con personas tan diferentes a ti y en el fondo tan iguales; es la magia de la vida. Maderas me ha permitido encontrarme con mucha gente, surfear, disfrutar del color de su atardecer, de la luz de sus estrellas, del sonido de sus tormentas…….

Gente

Arco iris

Noche de excesos, dia de resaca

Carlos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: